Grooveshark, genial para la música. Y también como red social

Hace tiempo, desde antes de iniciar Radio Papas, utilizaba un servicio de música buenísimo que perdura hasta hoy. Es el servicio musical gratuito y legal por excelencia. Es internacional. No te obligan a tener nada instalado. Y es conocido de muchos: Grooveshark.

Yo conocí digamos "tarde" el servicio. Debido a mi conocida adicción (y casi posterior recuperación, pero esto no viene a caso) a twitter, y a través del servicio TinySong, conocí el servicio. En un momento dado no entendí el potencial de tener a disposición virtualmente todas las canciones que quisiera (salvo unas cuantas, por el tema de las licencias), sin necesidad de descargas, sin comprar nada. Digamos que no lo entendía porque todo estaba muy físico todavía en mi entorno, y tenía literalmente a disposición mía unos cuantos terabytes de almacenamiento que aprovechaba bastante.

Hasta hace muy poco me di cuenta que en realidad, no podría cargar con todo mi software, mi hardware, mi música, a todos lados. Para aligerar la carga, para "viajar ligero" opté por dejar mucha música en el pasado (excepto, claro, cuando se trata de usarla para un proyecto, entonces forzosamente requieres la descarga o el rip), y solamente utilizar este excelente servicio en la nube.

Anteriormente he utilizado Spotify, un gran servicio de música que tiene varios inconvenientes: es gratuito solo si te conectas de determinados países, requieres una vpn o un proxy para evitar que te desactiven la cuenta, tiene muchos anuncios de audio y la versión pagada es carísima. Claro que tiene sus ventajas: playlists offline, un software que aunque no debería existir, al menos reproduce tu música almacenada en tu equipo, y la ventaja de tener un software móvil (entiéndase en el celular), que es bastante completo.

Pero Grooveshark también tiene su propio software móvil, y en ese software, también puedes hacer una lista disponible offline.

¿Qué hace a Grooveshark distinto?

Primero que nada, el precio.

Mientras Spotify Open (y los que todavía tenemos una cuenta "free") es gratuito pero introduce anuncios cual si de radio tradicional se tratara, el costo por el uso del cliente móvil es alto. Spotify Premium (que permite usar el cliente móvil, y también no estar limitado a una cierta geografía) cuesta alrededor de 16 dólares al mes, mientras Grooveshark cuesta 9 dólares mensuales.

Por el lado del uso "solo en la computadora" (aunque si tienes un navegador de Internet en tu celular o tablet que tenga capacidad de reproducir flash, también es compatible) no hay ningún costo.

Segundo, el cliente.

Spotify requiere instalar un cliente especial, propietario, de código cerrado. Grooveshark funciona en cualquier navegador que cumpla estándares y tenga soporte para flash. Si quieres un cliente "instalado" puedes descargar la aplicación (basada en Adobe AIR), para cerrar tu navegador, si es que hay algo que te preocupa en tenerlo abierto. Para usar el cliente (innecesario para mí y yo creo que para el 90% de los usuarios) es necesario contar con una suscripción.

Tercero, geografía.

Grooveshark es internacional hasta la médula. De hecho, uno de los mayores éxitos de Grooveshark es que podemos escucharlo virtualmente desde cualquier rincón del mundo.

Cuando conocí Spotify, he de confesar que utilicé una red privada virtual, que en cierta medida se ocupan para mostrar una dirección IP pública de un país distinto del que venimos, entre muchísimas otras funciones que posee. ¿Por qué tuve que utilizar una VPN? Porque actualmente, no existe una opción para utilizar Spotify desde algunos países, y México evidentemente no es un país muy querido en muchos temas.

Más allá de esto, aunque Spotify en su versión de pago pueda usarse en un "travel unlimited", para la versión free (que solo aquellos que nos registramos durante un tiempo la obtuvimos) como la versión Open (un poco más restringida), deberían utilizar direcciones IP de ciertos países de Europa para iniciar sesión en el servicio.

Ventajas principales de Spotify

Primero que nada, Spotify tiene muy bien organizada la música que ofrece, porque son las mismas disqueras las que ofrecen el contenido, organizan el producto, y lo añaden al catálogo. Mientras tanto, aunque Grooveshark le ofrece a los sellos discográficos las herramientas para hacer esto, en realidad la música que escuchamos la han provisto los usuarios, y hay que recordar la cantidad increíble de archivos de medios que no están correctamente catalogados en los equipos de los usuarios.

La calidad del audio de Spotify es increíble. En lugar de ofrecernos calidades de 128 kbps, que es el promedio que Grooveshark nos ofrece, al tener acuerdos tanto en licencias como en especie, las disqueras suben el material en 320 kbps -aunque esta calidad solo está disponible para los usuarios premium.

El cliente móvil se puede encontrar en las tiendas Android, iTunes y Ovi. En el caso de Grooveshark ha sucedido algo extraño; si bien Grooveshark es completamente legal, tanto Apple como Google decidieron simplemente retirar el software de sus marketplaces, obligando a los usuarios de iTunes y iPod touch a hacer Jailbreak de sus dispositivos. Tanto en equipos Symbian como Android, existe la opción de hacer "sideloading", es decir, instalar software sin pasar por sus tiendas.

Ventajas de Grooveshark

El hecho de poder escuchar la música que nos interesa sin necesidad de trucos sucios como usar proxies o VPN's es, por mucho, suficiente para la mayoría de nosotros. De hecho, esto fue lo que me motivó a dejar de usar Grooveshark, aun cuando por bastante tiempo utilicé Spotify.

Otra de sus ventajas es que usa muy poco ancho de banda en dispositivos móviles, ya que hace una búsqueda de música en diferentes bitrates, y nos ofrece el más "competitivo", aunque esto no sucede con un algoritmo, sino por las opciones de cada usuario.

El costo de su renta es sensiblemente más bajo que el de Spotify, y esto hace que usuarios "guerreros del camino" como su servidor, prefiramos utilizar el servicio de Grooveshark a archivos MP3 que muchas veces solo ocupan espacio que podríamos utilizar para otros fines en nuestras tarjetas de memoria, y además, tenemos la ventaja superior de poder escuchar música que no teníamos en nuestro equipo anteriormente.

Recientemente, Grooveshark lanzó un servicio Ad-Powered, que nos permite escuchar sin pagar el cliente móvil, una estación de radio basada en su tecnología, es decir, personalizada y que aprende de nuestros gustos.

También hubo una campaña donde ellos donaban el 100% de lo recaudado a los damnificados de Japón, afectados por el tsunami de 2011. El donativo fue de solo \$15.o0 dólares y a cambio obtuvimos 1 año de Grooveshark Anywhere.

Actualmente, existe una oferta que incluye un disco en preventa, y además 3 meses de Grooveshark por solo \$8.00 dólares

Social. Muy social.

Una nueva característica que me gusta bastante de Grooveshark. Supongo que es una copia mejorada de la función que intentó implementar Spotify hace algún tiempo.

Cuando tenemos amigos que escuchan música en Grooveshark, podemos seguirlos y enterarnos de qué han escuchado, qué añadieron a una lista, qué canción está dentro de sus favoritos, y también escuchar sus listas de reproducción sin mayor problema.

Esto es muy útil cuando tenemos poca idea de qué escuchar en un día difícil, cuando nos falta inspiración, o si queremos hacerle un regalo a nuestro amigo.

Además, acaban de implementar las "custom url's" que incluyen el nombre de usuario que hayamos elegido (pudiéndolo cambiar una sola vez), misma que podremos dar a conocer para que sepan nuestros gustos personales.

A mí me parece bastante buena esta función, repito, porque gracias a mis amigos he descubierto música que no conocía, o versiones de canciones que ni tenía idea de su existencia.

Finalmente, estas funciones sirven para hacer comentarios sobre determinados discos, artistas o canciones, vinculándose directamente con Facebook.

blogroll

social